estrategias para cuidar la salud mental de tus trabajadores

Tiempo de lectura: 5 minutos

Cuidar la salud mental, un reto ante el cambio de paradigma.

A estas alturas, todos somos ya conscientes de la inmensa cantidad de cambios que la pandemia del COVID-19 ha traído consigo, siendo el teletrabajo la más extendida en el terreno laboral. Ante el cambio de paradigma, las empresas deben ser capaces de dar un giro su punto de vista analítico, a sabiendas de que el futuro del empleo, si bien en muchos casos recuperará el componente presencial, tendrá una relación más tangible que nunca con la distancia.

Tras dos duros años, trabajadores de todo el mundo han tenido que enfrentarse a un panorama de incertidumbre generalizada en el que sus puestos de trabajo se han visto claramente señalados, teniendo que cambiar a marchas forzadas su forma de trabajar en el mejor caso y siendo cesados temporal o definitivamente en el peor. La carga de estrés ante esta situación extraordinaria, sumada al concepto de hiperconectividad que va ligado al teletrabajo y a la desaparición de fronteras entre vida laboral y personal, han hecho que las empresas muestren más interés en la salud mental de sus trabajadores.

La importancia de cuidar a tus trabajadores.

Esta preocupación se ha hecho evidente, y diversos estudios demuestran que los trabajadores han demandado más que nunca a sus empleadores programas de psicología y bienestar emocional online durante este año. Concretamente, la cifra de contratación de estos programas para plantillas ha subido hasta un 35 % según Alares, empresa especializada en asistencia y cuidados de personas.

Cuidar la salud mental de tus trabajadores en un momento tan delicado como este es la clave no solo para asegurar el correcto desempeño de sus tareas y la consecución de metas de tu empresa, sino también para estrechar relaciones y lograr que no consideren el trabajo a distancia como una barrera que les impide disfrutar de su vida personal.

Estrategia para incentivar la salud mental en tu empresa.

A continuación, te dejamos una breve guía estratégica que te servirá de ayuda para encontrar soluciones y abordar esta cuestión tan importante para el futuro de tu empresa:

  • Diálogo activo y normalización: los problemas de salud mental, aunque cada vez más aceptados y estudiados, siguen siendo en numerosas ocasiones esquivados e incluso estigmatizados. Ya sea por desconocimiento o por rechazo, en muchas situaciones los trabajadores no encuentran la ayuda que necesitan para lidiar con ellos. Por esta razón, es importante que tú ofrezcas siempre el primer paso para el diálogo. Crea formaciones, saca a relucir el tema en las reuniones de semanales, habla activamente con cada uno de tus empleados… Está en tus manos crear un espacio de aceptación y apoyo que normalice estas cuestiones.
  • Fomento de actividades beneficiosas: como se comentaba anteriormente, durante estos dos años ha crecido considerablemente el porcentaje de contratación de formaciones y cursos relacionados con el wellness empresarial. Y es que solo con entender a tus empleados no es suficiente, también es necesario destinar recursos en la búsqueda de soluciones. Promover cursos sobre bienestar psicológico, contratar servicios de atención personalizada para todos los empleados que lo deseen y ofrecer asesoramiento profesional, son solo algunos ejemplos de las medidas que puedes tomar.
  • Detección de problemas: Nunca antes había existido una frontera tan desdibujada entre la vida laboral y personal. Según el estudio Employer Brand Research 2021 de Randstad, la conciliación es, después del salario, el factor que más importancia tiene para los trabajadores en este nuevo panorama. Porque aún con todos los beneficios que conlleva el teletrabajo, también son varios los conceptos problemáticos que han surgido a raíz de su implantación. El caso de la hiperconectividad, que no permite una desconexión real del trabajo, o el ejemplo de la productividad tóxica, resultado de la inseguridad del trabajador y su necesidad de sobre exprimir su jornada laboral, son dos cuestiones directamente relacionadas con el problema de la conciliación. Promoviendo una cultura laboral que permita a tus empleados desconectar del trabajo y centrarse en su vida personal conseguirás que la carga de estrés se reduzca y la sensación de bienestar aumente considerablemente. El espacio laboral y personal son perfectamente compatibles, pero para lograr una armonía es necesario que existan fronteras claras.
  • Conductas positivas: Después del diálogo, la formación y la detección de problemas clave como la conciliación, debes facilitar a tus trabajadores una serie de alicientes beneficiosos para su salud. Permitir breaks, definir claramente el horario laboral, favorecer la comunicación entre los compañeros para evitar el aislamiento que conlleva la distancia, realizar actividades grupales que reduzcan el estrés, mostrar flexibilidad con los empleados que necesiten más apoyo, promover actividades saludables… Estas conductas son parte fundamental de la estrategia, porque harán que el espacio de bienestar que has creado se sienta más tangible y cercano.

El informe Talent Trends 2021 de Randstad Sourceright revelaba que el 62 % de empleadores encuestados priorizaban la inclusión de programas de la salud y el bienestar de los trabajadores como prioritario en las estrategias de gestión de talento. El motivo es claro: tras una pandemia que ha cambiado la forma de entender la cultura laboral por la fuerza, los trabajadores necesitan más que nunca que las empresas demuestren su compromiso en estas materias.

Aunque todo apunta al sistema de presencialidad mixto, el futuro del trabajo sigue siendo una incógnita, pero en esta incertidumbre general también existen certezas: estudiar y cuidar la salud mental de los trabajadores será una pieza fundamental del rompecabezas y uno de los motores más importantes de la renovación laboral.

En Randstad te ayudamos a aplicar las mejores estrategias para gestionar tus equipos, atraer y fidelizar talento. ¿Necesitas ayuda?