tecnica-disco-rayado-880.jpg
Todo ámbito en el que exista la interacción humana es susceptible de generar tensiones. Por ello, es normal que en una empresa se den situaciones complicadas que deriven en conflictos o no aporten valor en las relaciones internas de la organización.

Son la falta de empatía y asertividad, así como los desacuerdos y las opiniones divergentes, los principales desencadenantes de estas situaciones. Entender la naturaleza del problema, reconocer las partes implicadas y elaborar una buena estrategia para manejarlo, es la base para alcanzar la resolución del mismo.
Técnica del disco rayado
La llamadatécnica del disco rayado” consiste en repetir una y otra vez el argumento con un “no” que apoye al punto de vista que se tiene hasta que la otra persona se dé cuenta de que no va a lograr su objetivo.
Es primordial mantener la calma, esto se consigue dando razones y no justificaciones que puedan parecer excusas. Si se tiene una opinión clara sobre el tema hay que repetirla tantas veces como sea necesario para dar valor a la propuesta inicial.
Esta negación ha de transmitirse, principalmente, de forma verbal, pero también es primordial ampararse en el lenguaje no verbal. Gestos rotundos y a su vez pausados pueden ser un complemento perfecto de refuerzo del mensaje. No se trata de ofender a nadie, se trata de ser responsable ante una elección que se ha tomado como propia posicionándonos en un “no” claro.
Asimismo se debe ir cambiando la formulación de la afirmación argumentativa, para diluir tensiones y mostrar variedad en la exposición, pero siempre haciendo énfasis en la idea principal para que ésta no pierda el valor que se le ha otorgado desde un principio.

Nunca se debe olvidar escuchar los criterios y argumentos del interlocutor, y contemplar la posibilidad del fallo propio o modificación de la idea inicial, en pro de alcanzar la verdad y el bien común. Frente a la evidencia de que se está equivocado solo cabe aceptar el error y sumarse a la solución aportada.
La principal diferencia entre este método y “el banco de niebla” es que esta técnica se basa en la repetición, mientras la otra parte de una firme argumentación.
¿Qué estrategia debería aplicar?
Utilizar una u otra estrategia depende del tipo de conflicto y por supuesto de la personalidad de la persona que lo aplica, no todas tienen las mismas capacidades para convencer o mantener la compostura. La reacción del interlocutor también es una variable a considerar puesto que según sea su enfoque, se reforzará la postura tomada inicialmente o bien se cambiará de táctica.
Por lo general, la técnica del disco rayado será la primera opción y, en caso de que el interlocutor demuestre rechazo por los argumentos, con el banco de niebla se concede la razón (de manera total o parcial) aunque sin cambiar de postura.
En conclusión, no hay peor “no” que el que no se es capaz de decir por miedo, culpa o indecisión. Aunque la negación pueda provocar, en un primer momento, una situación incómoda no se tiene por qué dar marcha atrás.
El enfrentamiento no tiene por qué ser algo negativo si se considera de una forma lógica. Por esto, mantenerse firme y respetuoso ante este tipo de situaciones ayudará a lograr un final satisfactorio para todas las partes afectadas.
Y tú, ¿qué técnica sueles aplicar para salir de una situación de conflicto?