En el BOE del lunes 23 de Marzo se publicó el Real Decreto-ley 4/2015, de 22 de marzo, para la reforma urgente del Sistema de Formación Profesional para el Empleo en el ámbito laboral.
Esta reforma entró el vigor al día siguiente de su publicación en el BOE, es decir, resulta de aplicación a partir del 24 de Marzo, sin embargo, dado que la mayoría de sus previsiones requieren de un desarrollo reglamentario, -lo cual pone en tela de juicio el carácter urgente de la misma-, la norma contiene una Disposición Transitoria Primera que dispone que en tanto en cuanto no se aprueben las citadas normas reglamentarias siguen en vigor las disposiciones del Real Decreto 395/2007, de 23 de marzo, por el que se regula el subsistema de formación profesional para el empleo, y su normativa de desarrollo.
No obstante como se señalará al final de este informe, una serie de medidas previstas por el citado RD-ley entraron en vigor el pasado 24 de marzo de forma inmediata.
Según su exposición de motivos su objetivo es crear un sistema de formación que acompañe a los trabajadores en su acceso, mantenimiento y retorno al empleo, así como en su capacidad de desarrollo personal y promoción profesional, un sistema que promueva la adquisición y actualización de conocimientos, que mejore las perspectivas de empleo estable y de calidad de los trabajadores, así como la ventaja competitiva de las empresas y de la economía española.
Sin embargo, a pesar de la importancia de la norma y del tema que regula, ésta no ha contado con el apoyo ni de las organizaciones patronales ni de las sindicales debido a que dicha norma, reforma lo que hasta ahora se conoce como formación de oferta.
El objetivo del presente informe ejecutivo es destacar las principales novedades que este RD-ley incorpora con respecto de la formación programada por las empresas objeto de bonificación, aunque al final del mismo se enumerarán de forma somera otras novedades que aquel incorpora dentro del Sistema.
También conviene destacar que a la fecha de emisión de este informe, 20 de abril, todavía no se ha aprobado ninguna norma de desarrollo (la Disposición Final Sexta prevé que las mismas se dictarán en el plazo de 6 meses desde la publicación del RD-ley en el BOE).

consulta las principales novedades


ver documento BOE

​​​​​​