diseñador gráfico.

 

Crear una imagen corporativa que identifique los valores de una marca y un estilo estético de una empresa es muy relevante. Y un desafío que solo gente creativa y proactiva como los diseñadores gráficos pueden asumir.

ver ofertas de diseñador gráfico

¿qué es un diseñador gráfico?

Un diseñador gráfico es un profesional de la comunicación visual que no solo realiza diseños, dibujos y bocetos, sino que también se dedica a pensar, definir y plasmar en imágenes todos los mensajes que una marca, empresa, figura pública o institución desea transmitir.

rol del diseñador gráfico

  • Contribuye en la creación de la imagen de marca a través de un briefing con sus diseños e imágenes.
  • Proyecta de manera visual los valores que una empresa o institución desea comunicar.
  • Dota de unidad la campaña comunicativa mediante una imagen o una serie de imágenes y diseños.
  • Se encarga de que la comunicación de una empresa o institución siga siempre una línea homogénea.
  • Maneja de manera óptima diferentes recursos y lenguajes, tanto materiales técnicos como recursos humanos y económicos.
  • Asesora al cliente cada vez que sea necesario, emprende modificaciones en sus diseños e indica nuevos caminos que se deberían tomar en la imagen de marca.
  • Es un profesional que se esfuerza por cumplir y ser productivo para entregar siempre con puntualidad sus encargos y que en algunas ocasiones tiene que lidiar con grandes cargas de trabajo organizando óptimamente su tiempo

1.- salario medio del diseñador gráfico

Para establecer el salario medio de un diseñador gráfico tomaremos como referencia el Informe de Tendencias Salariales 2022 elaborado por Randstad. Las cifras correspondientes al trabajo de diseñador gráfico se encuentran dentro del área de Digital eCommerce y nos centraremos en los datos asociados a las dos ciudades más grandes de España: Barcelona y Madrid.

Un diseñador gráfico en Barcelona y en Madrid, con una dedicación de 1 a 4 años cobra entre 20.000 y 25.000 euros al año. Para puestos similares pero con una experiencia de 4 a 6 años, el sueldo en Barcelona es de 24.000 a 30.000 euros por año y en Madrid de 22.000 a 35.000 euros. En perfiles de diseñadores gráficos con más de 6 años de experiencia, tenemos sueldos en Barcelona que van de los 30.000 a los 50.000 euros anuales, mientras que en Madrid los valores promedios para más de 6 años de dedicación se ubican entre los 35.000 y los 65.000 euros por año.

2.- tipos de diseñador gráfico

Al tratarse de un trabajo en el que se combinan múltiples lenguajes, es bastante habitual que un diseñador gráfico desempeñe múltiples funciones dentro de lo que se considera diseño: conceptualización, branding, publicidad, animaciones, multimedia, etc. Esto ha llevado a que cada vez sea más frecuente encontrar perfiles especializados en un tipo de diseño gráfico. Las principales especializaciones que pueden hallarse dentro del trabajo de un diseñador gráfico son las siguientes:

  • Dirección de arte publicitario.
  • Diseño y desarrollo multimedia.
  • Diseño de páginas web.
  • Creación de branding y conceptualización de marcas.
  • Diseño de packaging.
  • Diseño de producto.
  • Diseño industrial.
  • Ilustración.

3.- trabajar como diseñador gráfico

funciones y responsabilidades

  • Creación de diseños para revistas, libros, cubiertas de CD, pósters y folletos, combinando imágenes con diferentes tipografías.
  • Diseño de logotipos e imágenes de marca para empresas, instituciones o personalidades públicas.
  • Trabajo con papelería personalizada, catálogos y tarjetas profesionales.
  • Realización de ilustraciones en papel o en formato digital o en ambos.
  • Desarrollo de proyectos de diseño interactivo para páginas web.
  • Creación de material audiovisual: vídeos, animaciones y cortos visuales con movimiento, conocidos como motion graphics.
  • Diseño de publicidad para envases de diferentes productos, lo que se denomina diseño de packaging.
  • Reuniones periódicas con el cliente para interpretar de manera adecuada sus requerimientos y con el margen necesario que le permita al diseñador asesorarlo y mejorar lo que el cliente necesita o tiene en mente.
  • Planificación de cada una de sus entregas correspondientes, con el fin de asegurar el estricto cumplimiento de las fechas y de organizar de manera adecuada los plazos.
  • Visualización de ideas a través de todos los recursos gráficos y digitales que tiene a su alcance, con el fin de presentarlas de forma idónea al cliente.
  • Gestión de equipos de trabajo en los que, dependiendo del encargo, se necesite de otros profesionales además del diseñador gráfico: fotógrafos, ilustradores, imprentas o desarrolladores.

entorno laboral del diseñador gráfico

El diseñador gráfico tiene un amplio panorama donde desempeñar sus funciones. Su entorno laboral puede ser tanto una imprenta, una empresa especializada en multimedia, una oficina pública o su propio estudio personal desde donde trabaje como freelance para diferentes marcas. Dependiendo del sector en que el diseñador elija especializarse, los ambientes de trabajo variarán. Las áreas más atractivas suelen ser el cine o la televisión, medios digitales, editoriales, revistas y periódicos, empresas de diseño y agencias de publicidad.

horario de trabajo

El horario de trabajo de un diseñador gráfico, salvo excepciones, suele ser el estipulado por diferentes convenios laborales para entornos de oficinas. De 9 a 18 horas de lunes a viernes a jornada completa (8 horas diarias, 40 horas semanales) y, en media jornada, por las mañanas o por las tardes durante 4 horas diarias en lugar de 8. Si el diseñador gráfico trabaja de manera autónoma, los horarios serán estipulados por el propio profesional, siguiendo un determinado cronograma de entregas con sus respectivos plazos. Y si se desempeña en un medio de comunicación, el horario dependerá, por ejemplo, del cierre de la edición en el caso de los periódicos (que puede llegar a alargarse hasta pasadas las 23 horas).

¿quiénes son tus compañeros como diseñador gráfico?

Por ejemplo, en una agencia de publicidad, el diseñador gráfico trabaja dentro del área de diseño y marketing digital de la empresa, compartiendo equipo con el account manager, el copywriter o el equipo de copywriters, otros diseñadores especializados en diferentes áreas y el jefe de equipo. En una revista o periódico, los compañeros serían maquetadores, fotógrafos, editores, periodistas y jefes de las diferentes secciones de contenidos. En una imprenta, el diseñador gráfico desempeña su labor junto a los obreros destinados a diferentes áreas. Tus compañeros de trabajo como diseñador gráfico dependerán de la empresa donde desarrolles la actividad.

perspectivas de empleo

Se trata de un perfil muy solicitado y solo basta con salir a la calle o navegar por internet para ratificarlo: todo lo que nos rodea está diseñado por alguien. Las ofertas de productos y servicios que nos llegan de manera online y offline tienen su respectiva imagen de marca y su estrategia comunicativa visual, todo obra de un diseñador gráfico o de un equipo de diseñadores. Por lo tanto, el diseñador se puede desempeñar en innumerables sitios y las perspectivas de conseguir empleo son muy altas.

ventajas de trabajar con Randstad como diseñador gráfico

Si te interesa formarte como un diseñador gráfico competente o si ya tienes la formación y estás buscando un empleo bien remunerado y en condiciones óptimas, Randstad es tu mejor opción. En las últimas ofertas de empleo para diseñadores gráficos publicadas en la web encontrarás las vacantes más versátiles y la garantía de que con Randstad se cumplirán todos los requisitos prometidos. Recuerda que tendrás acceso a contratos temporales o permanentes, a puestos de trabajo cerca de tu lugar de residencia y siempre te brindaremos el asesoramiento que necesites en cada momento.

4.- educación y habilidades

calificaciones educativas

La profesión de diseñador gráfico tiene mucho de práctica, prueba y error y se alimenta de un espíritu creativo que, varias veces, se genera y se alimenta con trabajo y dedicación. Y aunque el diseñador gráfico debe tener una parte de autodidacta, siempre se recomienda acceder a una formación educativa reglada, con una carrera de grado y una posterior especialización a través de posgrado o máster:

  • Carrera de grado. Dependiendo de la universidad y su programa curricular, la carrera de grado que se estudia para ser diseñador gráfico dura entre 3 y 4 años y puede llamarse Diseño Gráfico o Diseño en Comunicación Visual. Se estudian asignaturas como dibujo, historia del arte y el diseño, tipografía, recursos audiovisuales para el diseño, materiales y técnicas de construcción, maquetación editorial o semiótica.
  • Másters y posgrados. Dependiendo de la especialidad que se quiera desarrollar, hay una gran cantidad de másteres y posgrados para diseñadores gráficos sobre publicidad, multimedia, identidad corporativa, diseño web, diseño de envase, diseño editorial, cartelería o tipografía.
  • El diseñador gráfico, además de estudiar, deberá dominar herramientas de diseño básicas para desempeñar su trabajo: Photoshop, Illustrator e InDesign. Y, en el supuesto de que se trabaje en entornos digitales, resulta de mucha utilidad conocer programas como DreamWeaver o WordPress. Para todos estos casos, hay una gran variedad de cursos online o presenciales en diferentes instituciones y empresas educativas.

habilidades y competencias

  • Ser una persona creativa y aportar siempre ideas originales en todos los proyectos en los que trabaje.
  • Generar un diseño que llegue a la gente, que conecte con sus emociones y deseos.
  • Habilidades en técnicas de dibujo.
  • Formación, conocimiento y curiosidad por estar siempre al tanto de las últimas tendencias en materiales, formas y colores.
  • Poseer un espíritu perfeccionista y cuidar cada proyecto hasta en el más mínimo detalle.
  • Tener conocimientos sobre tipografías, visión espacial, composición y software de imagen.
  • Contar con la suficiente empatía como para comprender las demandas de los clientes y para saber comunicar lo que quiere al público.
  • Capacidad de autocrítica y autosuperación, con el criterio suficiente para saber cuándo puede dar mucho más de sí en un determinado momento y con el fin de conseguir que el resultado del trabajo sea mucho mejor.
  • Disponer de la versatilidad suficiente para el trabajo multitasking, que significa estar en varios proyectos a la vez y dar lo máximo de sí en cada uno de ellos.
  • Un ojo crítico para saber ver las buenas ideas en diferentes diseños que pueden servir para incorporarlas en algún proyecto que esté desarrollando.