¿qué es un planchador o planchadora?

El planchador o planchadora es la persona cuyo oficio es planchar. Para realizar su trabajo emplea tanto técnicas manuales como mecánicas, donde utiliza la presión, el vapor y la temperatura para eliminar las arrugas de las prendas de ropa, lencería o cualquier otro artículo confeccionado en tela. Para realizar su labor se especializa en el uso de diferentes dispositivos como son las planchas, centros de planchado o planchas verticales. También utilizan rodillos, prensas y mesas de planchado industrial para trabajar en el sector textil, hoteles, alojamientos turísticos, lavanderías, tintorerías o en centros de salud.

En su trabajo la planchadora ha de tener conocimientos básicos sobre las telas, materiales y las formas de las prendas. En función de esto decide la temperatura de trabajo, el uso o no del vapor o selecciona el equipo de planchado apropiado. Además de la operación del equipo, la planchadora se encarga de presentar la prenda para la entrega al cliente; ya sea doblada o colgada en una percha. También debe velar por que se respeten las normas de higiene y seguridad en el trabajo. Su trabajo lo realiza en el sector privado o público, pero para este último necesita aprobar la oposición para aspirar a un cargo en el servicio de salud.

rol de la planchadora

La labor de la planchadora se centra en el planchado de una prenda de material textil. Su trabajo se encuentra estrechamente vinculado con la calidad visual de la ropa en lo que respecta a la eliminación de las arrugas. Pero también higieniza la lencería mediante la aplicación apropiada de calor y vapor, lo cual es un valor agregado, sobre todo en los hospitales y centros de salud. La planchadora es responsable de la preparación y presentación de la prenda para la entrega al cliente. En lavanderías y tintorerías pequeñas su trabajo se relaciona con el que realiza normalmente el lavandero. Por esta razón, la planchadora puede desarrollar diferentes roles como:

  • La recepción de las prendas a planchar, su separación y clasificación por tipo y material de elaboración.
  • La operación adecuada de los diferentes equipos de lavado y/o planchado.
  • El control de calidad en la eliminación de las arrugas.
  • El mantenimiento de su equipo, purga del calderín y limpieza de la suela de la plancha.
  • El doblado, empaquetado y la entrega de las diferentes prendas de vestir o lencería.

planchadora

1

salario medio de un planchador o planchadora

El salario promedio de una planchadora varía en función de su capacitación, experiencia acumulada, el sector productivo y la provincia donde se encuentra trabajando. Por ejemplo, en el sector de tintorería y lavandería, según un informe de Comisiones Obreras, una planchadora tiene un salario base mensual de 1.038 euros, en 14 pagas al año, para un total de 14.528 euros anuales. En la industria textil y de la confección, según el convenio colectivo regulador, el salario mínimo base establecido es de 30,46 euros/día, incrementándose con los años de labor.

Como planchadora capacitada, con la experiencia para ejercer como encargada de sección, llegarás a ganar cerca de los 16.300 euros al año. Si decides retirarte del servicio industrial asalariado y ejercer por tu cuenta o como parte de una empresa a domicilio, debes saber que el servicio se cobra por prenda y oscila entre 0,6 - 6 euros/unidad. También se puede ofertar un servicio horario y, dependiendo de tu experiencia y la exigencia de los clientes, el pago oscila entre 8 – 20 euros/hora.

¿Te preguntas cuánto puedes llegar a ganar como planchador o planchadora? Descúbrelo inmediatamente en nuestro informe de tendencias salariales de Randstad. Podrás ver de forma rápida y sencilla cuál es aproximadamente el salario medio de los profesionales de este sector.

2

tipos de planchador o planchadora

Debido a la variedad de equipos y funciones relacionados con el planchado, las planchadoras se capacitan para realizar trabajos más o menos especializados. En el sector industrial se focalizan en el manejo de máquinas que les permite trabajar sobre piezas de gran tamaño como son la ropa de cama, manteles o cortinas, y manejar un alto volumen de planchado.

En el sector doméstico manejan a la perfección las técnicas para el planchado de las distintas prendas de vestir empleando planchas, centros de planchado o planchas verticales. Desde el punto de vista de su labor y de los equipos que emplea para realizarla, las planchadoras se clasifican en la siguiente tipología:

  • Planchadora manual: reúne las habilidades y capacidades para planchar empleando la temperatura o el vapor que suministra la plancha, centro de planchado o plancha vertical. Se especializa en el planchado de los diferentes tipos de prendas de vestir, particularmente en el caso de camisas, pantalones, blazers y ropa delicada. También dominan las técnicas apropiadas para doblar y guardar las piezas textiles como son la lencería, manteles y cortinas.
  • Planchadora industrial: posee la capacitación profesional necesaria para manipular las maquinarias especializadas para el planchado, las cuales le permiten trabajar con grandes volúmenes de textiles en el menor tiempo posible y con la calidad esperada ¡sin arrugas! Entre estos equipos destacan el rodillo de planchado industrial, la prensa y mesa de planchado. Su labor se centra en la industria textil, pero también en grandes lavanderías, tintorerías, servicios de alojamiento y centros de salud. Está capacitada para cumplir la inspección y control de calidad de manera autónoma.
3

trabajar como planchador o planchadora

Para trabajar como planchadora no necesitas una capacitación formal, pero sí aptitudes personales que te ayuden a destacar y a adaptarte a los diferentes ambientes de trabajo de una manera proactiva y productiva. Siempre es conveniente que te capacites en las técnicas de planchado, que sepas cómo diferenciar el material en el cual se elaboran las prendas de vestir y el conocimiento de los equipos de trabajo disponibles en el mercado. Revisemos los aspectos principales del trabajo como planchadora.

4

formación y competencias

Para trabajar como planchadora no precisas cualificaciones educativas específicas, pero sí se te exige por lo menos que hayas finalizado el bachillerato. También es fundamental que cuentes con las habilidades manuales requeridas para sumergirte en la rutina de trabajar con un mismo tipo de prenda con rapidez y que te especialices en el manejo de la maquinaria industrial que encontrarás como parte de algunas ofertas de trabajo del sector de la confección textil.

En muchos casos, la empresa contratante se encarga del entrenamiento de las planchadoras y ofrece preparación práctica continua en el manejo de los equipos industriales. Varios cursos te forman para enfrentar en conjunto las actividades de lavado y planchado, en áreas de servicio específicas como es el sector sanitario. Otros complementan el planchado con el arreglo de prendas de vestir, como es el caso del sector turístico.

certificaciones deseadas

  • Enseñanza secundaria obligatoria, ESO.
  • Certificado de profesionalidad relacionado con el área de trabajo.
  • Curso de planchado de ropa.
  • Curso de planchado y arreglo de ropa en alojamientos turísticos
  • Curso de lavandería industrial en instituciones sanitarias: incluye lavado, técnicas de planchado –a mano o industrial–, desinfección y prevención de riesgos en la salud.

ciclo formativo del SEPE

El Servicio Público de Empleo Estatal (SEPE) organiza cursos gratuitos para formar a planchadoras para trabajar en el sector textil, en el área de confección y manufactura de piel. El objetivo es capacitar planchadoras industriales para termofijar entretelas, vaporizar, operar los procesos de planchado intermedio necesarios en el ciclo de confección, el planchado final y acabado de prendas empleando maquinaria industrial.

aptitudes y competencias

competencias deseadas

  • Conocimiento de las telas, materiales y tejidos.
  • Conocimiento de las técnicas de planchado que permita los mejores resultados en prendas plisadas, camisas, pantalones, así como en ropa delicada.
  • Conocimiento de las técnicas de doblado y empaquetado para la entrega de las distintas prendas de ropa.
  • Conocimiento de las técnicas apropiadas para planchar grandes extensiones de textiles como es el caso de las cortinas lisas y plegadas.
  • Saber interpretar las distintas simbologías de las etiquetas de la ropa en lo que respecta a la temperatura y el empleo de químicos para un mejor planchado.
  • Saber determinar la temperatura correcta para trabajar sobre cada tipo de material para lograr el mejor acabado, en el mejor tiempo y sin dañar la prenda.
  • Saber eliminar las arrugas de la ropa aplicando presión, vapor o altas temperaturas.

aptitudes esperadas

Una buena planchadora ha de tener:

  • Habilidades manuales para recorrer y diferenciar al tacto las distintas superficies.
  • Fortaleza física para resistir las jornadas de pie.
  • Capacidad para trabajar bajo presión y cumplir sus tareas en el tiempo requerido.
  • Capacidad para trabajar en solitario, atendiendo su estación de planchado.
  • Ser proactiva y colaboradora.
  • Ser puntual.
  • Ser responsable, dinámica y precisa.
  • Estar comprometida con su trabajo.
  • Saber respetar las normas de seguridad.
  • Tener disposición para el trabajo.
5

preguntas frecuentes

5 trabajos en planchador o planchadora. Mostrar ofertas