Manipulador.

 

Un manipulador de alimentos cumple con un papel clave, garantizar que los consumidores accedan a los alimentos en adecuadas condiciones de higiene y de seguridad. Es por ello que su trabajo es fundamental en diferentes sectores y eslabones de la industria alimenticia.

ver ofertas de manipulador

¿qué es un manipulador?

Un manipulador de alimentos es un trabajador que, por diversas circunstancias, está en contacto (y cuenta con la respectiva capacitación para ello) con diferentes tipos de alimentos en distintas fases: venta, transporte, elaboración, fabricación, envasado, distribución, almacenamiento y suministro, y servicio.

rol del manipulador

  • Mantiene las condiciones de higiene y de seguridad correspondientes a la hora de estar en contacto directo con alimentos que se preparan para la venta y el consumo por parte de otras personas.
  • Conoce la legislación vigente y todas normas que regulan el tratamiento adecuado de los productos comestibles para la seguridad del consumidor.
  • En la cocina de un restaurante o de una institución, así como en una casa de comidas, rotisería o cualquier establecimiento en el que se vendan alimentos preparados, tiene la labor de controlar el stock, redactar los pedidos, recibir los productos y prepararlos para su elaboración.
  • En un supermercado, por ejemplo, se encarga de supervisar el stock en góndolas y en el depósito, asegurándose de que todo esté tratado con las adecuadas medidas de seguridad e higiene. También puede desempeñar funciones en carnicería, panadería o pescadería, verificando que los productos comestibles se encuentren libres de cualquier agente que pueda atentar contra la salud de las personas que los compran.
  • En un avión o tren, se ocupa de preparar y distribuir desayunos, comidas o cenas, dependiendo del horario y del servicio, siguiendo los protocolos pertinentes a estos medios de transporte.
  • En una fábrica de envasado de productos alimenticios, se responsabiliza de cumplir la función esencial antes descrita.

1.- salario medio del manipulador

Atendiendo a las últimas ofertas publicadas en la web de Randstad, el salario de un envasador se sitúa entre los 9 y 10 euros por hora. Un rango similar al de los puestos de operario de almacén, manipulador cárnico o limpiador de pescado, es decir, todas ofertas de trabajo vinculadas al perfil de manipulador de alimentos.

Para los puestos de envasado industrial con conocimientos de máquinas, el salario anual oscila entre los 20.000 y los 21.000 euros, mientras que para los operarios u operarias de alimentación, el sueldo mensual se ubica entre 1.200 y 1.300 euros mensuales.

En el supuesto de los perfiles asociados a ayudantes de camarero y ayudantes de cocina, mozos de almacén o cualquier rango más bajo de la escala de los manipuladores de alimentos, se suele pagar entre 8 y 10 euros la hora, dependiendo del sitio y de la ciudad en la que ejerza el trabajo o en una escala de 14.000 a 18.000 euros anuales.

2.- tipos de manipulador

Para definir los tipos de manipulador de alimentos que existen, se puede hacer una criba, primero, por los sectores en los que puede trabajar; y, después, por las diferentes profesiones que implican la manipulación de alimentos.

  • Sectores: tiendas grandes y pequeñas de venta de productos de alimentación, residencias de ancianos, servicios de transporte, hostelería, distribución de alimentos, comedores escolares, clubes deportivos o guarderías.
  • Profesiones: mozos de almacén, envasadores de fábricas, ayudantes de cocina y de camareros, reponedores de supermercados, carniceros, pescaderos, fruteros y verduleros, panaderos, dependientes de tienda, transportistas, azafatas y repartidores.

3.- trabajar como manipulador

funciones y responsabilidades

  • Manipular, preparar y elaborar comidas destinadas a la venta y el consumo, suministrándolas directamente al consumidor o a determinados grupos o colectividades.
  • Controlar que los alimentos frescos o envasados estén en las correspondientes condiciones higiénicas para ser consumidos y no constituyan riesgo alguno para el consumidor.
  • Mantener en todo momento las medidas asépticas fundamentales en el momento de manipular ciertos productos que serán consumidos por terceros: guantes, mascarillas, productos de limpieza aptos para estar en contacto con alimentos, etc.
  • Respetar las normas de envasado seguro dentro de una fábrica, evitando cualquier riesgo posible de contaminación de los productos alimenticios que manipula.
  • Verificar el estado óptimo del stock alimenticio dentro de una góndola de supermercado o en la caja de un camión, respetando y asegurando que se ejecuten de manera apropiada los protocolos higiénicos en ambos casos.
  • Garantizar la seguridad ante grandes volúmenes de trabajo en las cocinas de hospitales, comedores escolares, residencias geriátricas y cualquier otro ámbito en el que la manipulación de alimentos implique el consumo directo de población vulnerable por diferentes motivos.
  • Mantener la pericia y el control requeridos en la manipulación de alimentos para ser consumidos dentro de medios de transporte en pleno movimiento: aviones, trenes o autobuses.
  • Estar al tanto y alerta de las demandas constantes en un restaurante o casa de comidas preparadas, actuando con rapidez y manteniendo siempre el control durante los momentos de mayor flujo y exigencia laboral.

entorno laboral del manipulador

El trabajo de manipulador de alimentos es tan versátil que el entorno laboral varía mucho, de manera tal que podrías trabajar en fábricas, empresas de servicios, instituciones privadas o públicas, empresas de logística o medios de transporte, bares, restaurantes, supermercados y mucho más.

Se trata de un oficio muy versátil y con numerosas posibilidades laborales en la actualidad. Porque en cualquier ámbito en el que se trabaje con productos comestibles se necesitará a un manipulador de alimentos.

horario de trabajo

El horario de trabajo de una persona que trabaja como manipulador de alimentos es tan dinámico como los entornos de trabajo disponibles. Por ejemplo, en una fábrica, el manipulador de alimentos puede cumplir con cualquiera de los tres turnos en los que se suele partir la jornada laboral (de 8 a 16 horas, de 16 a 0 horas o de 0 a 8 horas). En un restaurante, suele cubrir un horario partido si está contratado a jornada completa (de 11 a 16 horas y de 19 a 23 horas) o cumplir una de las dos franjas en el supuesto de que su contrato sea de media jornada. En las instalaciones de un supermercado, las 8 horas de trabajo de un manipulador de alimentos se acostumbra a hacer o dentro de la franja horaria de atención al cliente (entre las 9 y las 21 horas) o también puede desempeñar funciones de reposición de productos de madrugada.

¿quiénes son tus compañeros como manipulador?

  • En un bar o restaurante: los camareros, cocineros, encargados y personal de limpieza.
  • En un supermercado: los repositores, las cajeras y cajeros, el o la gerente y el personal de limpieza.
  • En una fábrica:el jefe o capataz, los obreros que se encargan de otras funciones ajenas a la manipulación de alimentos, los maquinistas y personal de limpieza.
  • En un tren, autobús o avión: los chóferes y pilotos del medio de transporte, los encargados de controlar los billetes y el personal de limpieza.
  • En instituciones educativas, deportivas o sanitarias: personal docente y de salud, monitores, coordinadores, enfermeras, médicos, entrenadores, profesores.

perspectivas de empleo

Las perspectivas de empleo para un manipulador de alimentos son muy amplias y abarcan cualquier empresa, sector o institución que precise una persona capacitada para trabajar con productos comestibles y aplicar los respectivos protocolos de higiene y seguridad.

Un manipulador de alimentos está capacitado para desempeñarse en toda la cadena productiva de la industria alimenticia, desde la elaboración de comidas hasta el envasado y fabricación de productos, transporte y logística, servicios de gastronomía y muchos rubros más.

ventajas de trabajar con Randstad como manipulador

Toda la versatilidad y la variedad que hemos descrito en este artículo y que define el oficio de manipulador de alimentos está representada en las ofertas de trabajo publicadas en Randstad. Encontrarás puestos disponibles en todos los rubros posibles en los que se necesite a una persona capacitada en la manipulación de alimentos. Además, en Randstad te aseguras de que el sueldo que te ofrezcan es el adecuado y de que las condiciones laborales serán las mejores.

4.- educación y habilidades

calificaciones educativas

Para trabajar como manipulador de alimentos es precisa una formación específica a través de un curso que otorga la capacitación y autorización para ejercer la profesión. Completando este curso, la persona interesada podrá trabajar en un bar o restaurante, en una pescadería o carnicería, en un supermercado o en una fábrica de productos alimenticios. Eso, como formación básica. Después, dependerá de si la fábrica en cuestión exige conocimientos técnicos específicos en el manejo de una determinada máquina o si una institución relacionada con la salud pide conocimientos en este sentido.

Randstad propone un curso de manipulador de alimentos de 10 horas de duración y que, en 2 semanas, se puede completar con total comodidad. Se trata de un curso que sirve para acreditar la formación en cuestiones de higiene alimentaria en cualquier sector en el que se desarrolle la actividad laboral y en el que se estudia de qué manera aplicar normativa higiénica y sanitaria actualizada por medio de una formación adaptada a cada puesto de trabajo. La educación básica obligatoria (ESO) completa también es una calificación educativa fundamental para acceder a puestos de trabajo relacionados con la manipulación de alimentos.

habilidades y competencias

  • Conocer las normas de higiene alimentaria específicas de su sector y actividad laboral y saber aplicarlas con total eficacia.
  • Ser una persona metódica y ordenada, con un sentido de la disciplina muy desarrollado para cumplir efectivamente con todos los protocolos correspondientes a su trabajo.
  • Poseer un sentido máximo de la responsabilidad a la hora de manipular alimentos, pensando siempre en la salud de los demás, de todas esas personas que estarán en contacto con esos comestibles que manipula.
  • Estudiar de forma permanente y estar al corriente de todos los cambios en las normas de higiene y de seguridad relacionados con la manipulación de alimentos.
  • Tener buenos hábitos de higiene en la vida cotidiana para que, cuando le toque aplicarlos a su trabajo, lo haga de manera natural, para reducir así al mínimo los riesgos.
  • Poseer capacidad para trabajar en equipo y de manera organizada y coordinada con los compañeros y las compañeras que complementan su función.
  • Ejercer un control absoluto sobre el volumen de alimentos que le corresponde manipular y evitar que entren en contacto con cualquier agente que pueda atentar contra la seguridad alimenticia.