trabajadores del sector construcción

Tiempo de lectura: 4 minutos.

Hace meses que las alarmas saltaron en la construcción. Las empresas no están pudiendo encontrar a los trabajadores necesarios para que el sector, uno de los más dinámicos de la recuperación, lleven a cabo su actividad. Es la denominada escasez de talento, un problema que resulta transcendental en el actual escenario. Pero, ¿es este problema puntual en el sector o se va a convertir en recurrente? ¿Qué soluciones barajan los empresarios para capear el temporal?

Actualmente, lo cierto es que el sector de la construcción se encuentra en una situación excepcional. Según datos de la última EPA, correspondiente al tercer trimestre, la ocupación aumentó en el sector de manera especialmente relevante, con 44.300 trabajadores más.

Las previsiones son más halagüeñas aún, ya que, en base a las proyecciones de la Federación Europea de la Industria de la Construcción, se prevé que el sector crezca un 7% durante este año. Unos datos que están en línea con los de Euroconstruct, que pronostica un incremento del 5,5% para el segundo semestre y de un 6% para 2022.

Según Valentín Bote, director de Randstad Research, “el sector de la construcción es razonablemente sólido, ya que, a pesar de las circunstancias generadas por la pandemia en los últimos tiempos, la contratación se ha mantenido alrededor de los 100.000 contratos mensuales, exceptuando caídas muy puntuales. Es de esperar que las necesidades de mano de obra continúen creciendo en los próximos meses, ya que hay pendientes de ejecución proyectos y promociones tanto públicas como privadas”, asegura Valentín Bote, director de Randstad Research.

Precisamente en cuanto a la ejecución de las obras, la patronal del sector, la Confederación Nacional de la Construcción (CNC), advierte que la falta de mano de obra podría afectar considerablemente a las inversiones y, en especial, a la llegada de las ayudas comunitarias. Para evitarlo, la CNC asegura que será necesaria la contratación de alrededor de 700.000 trabajadores, batiendo de este modo, de manera directa o indirecta, en siete de cada diez euros provenientes de Europa.

Pedro Fernández Alén, presidente de la patronal, señala que “el empleo en el sector de la construcción está creciendo más del doble que la media en España. No obstante, se requiere mano de obra cualificada ya que no sólo supone un freno para el crecimiento de uno de los sectores más determinantes para la recuperación económica de España, sino que podría ralentizar la llegada de las ayudas comunitarias, que deben estar ejecutadas, como máximo, en 2026”.

Ante esta tesitura, los empresarios barajan distintas opciones, incluso importar el talento de fuera de nuestras fronteras, una solución arriesgada para evitar perder las inversiones comprometidas. Pero antes de llegar a esa situación, desde Randstad recomendamos conocer las demandas de los profesionales del sector para poder hacerse con un talento que resulta fundamental en esta situación.

Aunque los empresarios aseguran que los trabajadores están bien remunerados y el sueldo es la principal opción a la hora de elegir un trabajo, no es lo único que los candidatos pueden buscar en una empresa. Según el último estudio de Employer Branding de Randstad, los profesionales la conciliación entre el entorno laboral y la vida personal se mantiene como el segundo factor más importante, seguido por disponer de un ambiente de trabajo agradable, la seguridad laboral y la posibilidad de llevar a cabo una satisfactoria carrera profesional en la empresa.

En Randstad, trabajamos día a día, sin perder de vista el mercado, y con el convencimiento de que contar con el mejor talento es realmente lo que marca la diferencia en una situación tan complicada. Nuestros consultores, especializados en el sector de la construcción cuentan con bases de datos de candidatos con las competencias y habilidades necesarias.

¿Necesitas saber más?